Estoy embarazada y me quiero teñir el pelo, ¿puedo hacerlo?

Contenidos
avalados por:

Partnership logo

Estoy embarazada y me quiero teñir el pelo, ¿puedo hacerlo?

El problema de los tintes o las permanentes durante el embarazo es que las soluciones químicas que se utilizan pueden absorberse a través del cuero cabelludo al flujo sanguíneo. Aunque los estudios realizados hasta la fecha no demuestran que exista relación entre estas sustancias químicas y los defectos de nacimiento, se desconocen los efectos que producen durante la gestación.

Aunque sólo te hagas unas mechas, será difícil que el peluquero evite aplicar una sola gota del tinte en el cuero cabelludo. Y aunque el riesgo para el feto es mayor durante el primer trimestre de desarrollo embriónico, no se sabe qué otros efectos pueden tener las sustancias químicas durante el segundo o el tercer trimestre.

Yo te recomendaría que pidieses a tu peluquero información sobre productos vegetales naturales para teñir el cabello o que te contentases con tu propio color natural durante la gestación. Cuando nazca el bebé, puede regalarte una sesión especial de peluquería. ¡La tendrás más que bien merecida!

Tal vez te interese: