En la cima del mundo jugando con un balón

En la cima del mundo jugando con un balón

Con un balón de playa parcialmente inflado, puedes hacer que el bebé se sienta en la cima del mundo.

Coloca al bebé sobre su barriguita, mirando hacia ti, encima de un balón de playa que tenga una cierta firmeza, pero que no esté totalmente inflado. Asegúrate de que su cuerpo queda centrado sobre el balón. Sujétale bien por las axilas y no lo sueltes. Juega a hacerle rodar lentamente, acercándolo y alejándolo de ti. Mantén el contacto visual con el niño mientras le hablas de lo que está haciendo. Estás encima del balón. Ahora te acercas a mamá. Y ahora te alejas.

Variaciones: cuando creas que el bebé está listo para una versión algo más avanzada de este juego, colócale sobre el balón sin mirar hacia ti. Pon su juguete favorito delante de él. Arrodíllate detrás de él, sujetándole bien por los muslos y hazle rodar hacia adelante para acercarle al juguete y después hacia atrás. Anímale a tratar de alcanzar el juguete.

Si el niño tiene más de 5 meses, puedes intentar que juegue a botar: siéntale encima del balón mirando hacia ti. Hazle botar suavemente arriba y abajo, cantando: "bota, bota la pelota y con ella tú rebotas".

Estos juegos son buenos para fortalecer el cuello, los hombros y el tronco del bebé, además de desarrollar su sentido del equilibrio.
 

 

Tal vez te interese: