¿Cuál es el mejor método para abandonar el hábito del chupete?

Contenidos
avalados por:

Partnership logo

¿Cuál es el mejor método para abandonar el hábito del chupete?

No se lo quites sin haber hablado antes con él del tema. No hay duda de que es su apoyo emocional y le ayuda a controlar las transiciones. Los niños necesitan encontrar una forma de consolarse. Algunos usan el pulgar, mientras que otros recurren a un pedazo de tela o muñeca. Ha tenido su chupete durante dos años y medio, y sería injusto tirarlo a la basura y esperar que él soporte esta situación.

Si tú y tu marido creéis que este hábito es demasiado infantil, podéis ayudale a traspasar su dependencia a algo que sea culturalmente más aceptable, como un osito de peluche o incluso un camión de juguete. Sin embargo, tratad de no traumatizarlo en esta transición. Dejad que el niño os ayude a escoger un futuro objeto favorito y ayudadle a que se acostumbre a éste durante el día cuando sienta pena, dolor, se haya caído, etc., o cuando se encuentre en un período de transición.

Podéis atar el chupete al nuevo objeto favorito y dejad que él sienta cariño por ambas cosas. Al cabo de un mes, aproximadamente, cuando haya superado con éxito la etapa de la transición al nuevo objeto favorito, sugeridle que haga la prueba de encariñarse con el objeto permitido durante el día, pero dejadle tener el chupete y el otro objeto en la cama durante la noche.

Luego, tras de otro período, pedidle al niño que renuncie al chupete a cambio de su nuevo objeto favorito. El pequeño puede hacer la transición por etapas y sentirse orgulloso de sí mismo en este trato.

 

Tal vez te interese: