A400

La mayoría de cordones umbilicales caen durante las primeras semanas, sin embargo, algunos pueden tardar más. Hace poco conocí el caso de un bebé de 2 meses y medio que todavía lo tenía, pero se veía limpio y seco.

  • En el hospital, las enfermeras suelen decirles a las madres que eviten mojar el cordón, pero ahora yo te sugeriría que una o dos veces al día lavaras con delicadeza el área del cordón con agua y jabón y la secaras muy bien, sin frotarla.

  • No debes bañar a tu bebé todavía; sin embargo, limpiar el área del cordón puede ser conveniente.

  • Si tienes un secador de pelo, puedes usarlo a la potencia mínima para secar el área del ombligo durante uno a dos minutos varias veces al día.

No te preocupes: tarde o temprano se desprenderá. Si ves el cordón muy húmedo o tiene mal olor, debes decírselo a tu pediatra para descartar una infección. Si ya ha llegado el momento de la revisión médica correspondiente a los dos meses y el cordón aún no se ha desprendido, debes comentárselo a tu pediatra. Es posible que se deban tomar otras medidas.