Me parece muy prudente por tu parte que te hagas esta pregunta antes de viajar. No hay nada peor para arruinar unas vacaciones perfectas que las múltiples picaduras de mosquitos y otros insectos. Aunque los productos que contienen aceite de citronela son muy seguros, es posible que sean menos efectivos que aquéllos que contienen la sustancia química N,N-dietil-m-toluamida (DEET).

La DEET actúa contra un amplio espectro de insectos, entre ellos los mosquitos, pulgas, zancudos, niguas y ácaros. Aunque los productos que contienen altas concentraciones de DEET pueden provocar efectos secundarios adversos en niños pequeños, el uso de concentraciones bajas es sumamente seguro y muy eficaz.

Para los niños se recomiendan los productos con una concentración de DEET no mayor a un 10%, como muchos de los repelentes "infantiles" que se venden en el comercio. Además, ahora existen unas estupendas combinaciones de productos que contienen repelente de mosquitos, insectos y crema protectora solar, otro importante componente para unas vacaciones felices (y seguras). Con un poco de planificación se pueden evitar fácilmente las picaduras y quemaduras.

¡Que tengáis un feliz verano!