Duración del ciclo:

Cuéntanos un poco más:

//
Por favor selecciona una fecha
//
Por favor selecciona una fecha
  • Puede que no sepas que tu periodo menstrual y de ovulación componen las primeras dos semanas de tu embarazo. Por esta razón, es normal que te resulte confuso realizar el cálculo, sobre todo si tu ciclo habitual dura más o menos días que los 28 días de media.


    Utiliza estos tres simples pasos para calcular tu fecha de parto:


    1. Lo primero es calcular el primer día de tu última menstruación, y determinar también la duración media de tu ciclo. Esto consiste en el tiempo transcurrido entre el primer día de una menstruación y el día antes de que comience otra. Si estás segura del día exacto de la concepción, puedes seleccionar esta opción como alternativa.


    2. Introduce las fechas relevantes en la calculadora.


    3. Pulsa Descubrir ahora.


    Ten en cuenta que el resultado será una estimación, y no una fecha fija. Al fin y al cabo, cada embarazo es diferente.

  • Aunque es verdad que la mayor parte de los embarazos duran 40 semanas, existen otros factores en juego que determinan tu fecha de parto. No es tan fácil como es de esperarse. La mayoría de las mujeres no son conscientes de su embarazo hasta que tienen la primera falta de menstruación, y para entonces podrían estar embarazadas de hasta cinco semanas. Esto implica que, con solo estimar nueve meses a partir del día en que te haces la prueba de embarazo, no lograrás calcular la fecha del parto, ni siquiera aunque te pongas a añadir o restar semanas en función de tu ovulación.


    Salvo que seas capaz de señalar exactamente en qué parte del ciclo de ovulación te encontrabas en el momento de la fecundación, es difícil saber la fecha en la que conocerás a tu pequeñín.


    Usando la fecha de tu último periodo y la duración de tu ciclo habitual, nuestra calculadora estimará rápidamente tu fecha de parto, y la personalizará en función de si tienes un ciclo más corto, más largo o estándar. Si estás segura de la fecha de concepción, puedes emplear esta fecha como alternativa. Nuestra calculadora hace concesiones para las dos primeras semanas de tus periodos de menstruación y ovulación.

  • Cuando hayas calculado la fecha de parto, podrás hacerte una idea más precisa del momento en que llegará tu bebé y comenzar a planificar en función de esta.


    Si aún no lo has hecho, uno de los primeros pasos que deberías dar es pedir cita con tu ginecólogo, quien podrá confirmar que estás embarazada mediante un análisis de sangre y una exploración física, y también te ayudará a establecer una fecha de parto más precisa.


    En cada una de las citas siguientes durante el embarazo, se te examinará para determinar el tamaño del útero y hacer un seguimiento del desarrollo de tu bebé. Los hitos en el embarazo, como escuchar por primera vez los latidos de tu bebé y verlo mediante una ecografía, serán la parte más emocionante de estas revisiones. Durante este recorrido, en función de lo que observen los médicos, se ajustará tu fecha de parto.


    Aunque tu ginecólogo es quien mejor puede aconsejarte, hay muchísimas cosas que puedes empezar a hacer en cuanto sepas que estás embarazada. Echa un vistazo al resto de nuestro sitio web para saber más.

Consentimiento de cookies