ruido blanco para bebes

Si estás buscando una máquina de sonido para bebés que reproduzca ruido blanco u otros sonidos relajantes para que tu peque se duerma, estás en el lugar correcto. Le pedimos a los padres de Dodot que votasen y valorasen las mejores opciones, de modo que puedas elegir la mejor para ti. Además, hemos añadido algo de información sobre las características que debes buscar y la forma de usar una máquina de sonido para bebés de forma segura.

¿Necesitas una máquina de sonido para bebés?

Algunos padres consideran que una máquina de sonido para bebés es una gran herramienta para calmar a sus hijos antes de dormir. Cada bebé es diferente, pero algunos prefieren los sonidos ambientales o relajantes en lugar de una habitación completamente en silencio. Aunque no hace falta una máquina de sonido para emitir ruido blanco (por ejemplo, se puede utilizar un reproductor de audio, poner en marcha un ventilador orientado a la pared o encender la aspiradora en la habitación contigua), a algunos padres les gusta la comodidad de estos dispositivos. Con una máquina de sonido para bebés portátil también puedes llevarte los sonidos que más le gustan a tu bebé cuando os vais de vacaciones, entre otros.

Hay padres a los que les gusta utilizar un equipo de sonido para tapar los ruidos procedentes de otras habitaciones, como los de niños mayores jugando o los de un adulto caminando. Si tu hijo tiene cólicos, puede que el ruido blanco le ayude a calmar el llanto. Los bebés mayores y los niños pequeños pueden tener dificultades para dormir debido a los sonidos procedentes del resto de la casa o del exterior. Una máquina de sonido puede ayudar tapar estos sonidos y ayudarles a dormir. Ten en cuenta que no a todos los bebés les gusta el ruido blanco ni los sonidos específicos que vienen de serie en las máquinas de sonido. De hecho, es posible que tengas que probar e ir viendo las diferentes opciones de audio hasta dar con la que relaje a tu peque.

Características que hay que tener en cuenta al elegir una máquina de sonido para bebés

Estas son algunas de las características que hay que tener en cuenta a la hora de comprar una máquina de sonido para bebés:

  • La gama de sonidos. Los dos tipos de sonidos principales que ofrecen la mayoría de las máquinas son el ruido blanco y los sonidos relajantes. El ruido blanco es un zumbido constante similar al de una aspiradora o a la estática de la radio. Los sonidos relajantes incluyen varios sonidos inspirados en la naturaleza, como la lluvia o las olas, las canciones de cuna o el siseo. Las distintas máquinas de sonido ofrecen una selección diferente de sonidos, así que tenlo en cuenta a la hora de tomar una decisión.

  • Las opciones de apagado. Algunos padres de Dodot prefieren que la máquina de sonido se apague automáticamente cuando transcurra una de las opciones de tiempo preestablecidas (generalmente, intervalos de 15, 30 o 60 minutos). No obstante, a otros les gusta tener más control y prefieren apagar la máquina ellos mismos.

  • El control del volumen. Es importante poder ajustar el volumen para que no sea demasiado alto ni demasiado bajo. Las distintas máquinas de sonido ofrecen varios niveles de control del volumen. Por ejemplo, hay máquinas en las que el nivel de volumen más bajo es demasiado alto, por lo que tendrás que colocarlas más lejos de tu bebé.

  • La luz nocturna incorporada. Algunas máquinas de sonido vienen con una luz nocturna incorporada, que puede resultar muy práctica si quieres iluminar levemente la habitación de tu hijo por la noche cuando entres para alimentarlo o cambiarle los pañales. Ten en cuenta que la luz que producen algunas máquinas de sonido consiste en proyecciones diseñadas para llamar la atención del bebé y calmarle antes de dormir. Si lo que buscas es una luz nocturna independiente, en Internet hay muchas listas con las mejores opciones elaboradas por otros padres.

  • El método de carga. Algunas máquinas de sonido funcionan con pilas, mientras que otras se cargan con un cable eléctrico o USB. Piensa si prefieres cambiar las pilas con regularidad o acordarte de cargar la máquina de sonido a diario. Sea cual sea la opción que elijas, mantén la máquina de sonido fuera del alcance de tu bebé en todo momento para que no pueda tocar accidentalmente las pilas o el cable.

  • El diseño. Ten en cuenta qué productos te gustan por su aspecto. Algunos son más funcionales, mientras que otros parecen peluches.

  • La portabilidad. Muchos padres de Dodot aprecian la conveniencia de que una máquina de sonido para bebés sea portátil. Estos modelos suelen tener un anillo, una pulsera o un velcro. Cuando pienses en la portabilidad, ten en cuenta el tamaño del producto y si cabe en tu bolsa de pañales.

ARTÍCULO RELACIONADO

Crecimiento y desarrollo
El oído en bebés de 0 a 6 meses

Cómo utilizar una máquina de sonido para bebés de forma segura

Dado que el sistema auditivo de tu bebé aún está en desarrollo, los expertos recomiendan las siguientes pautas para utilizar las máquinas de sonido:

  • Mantén la máquina lo más lejos posible de tu bebé. Puedes colocarla en una mesa o en el alféizar de la ventana a cierta distancia del bebé, o bien colgarla en el pomo de la puerta de la habitación del bebé si está más lejos. Los expertos recomiendan mantenerla a una distancia mínima de dos metros.

  • No coloques nunca la máquina en la barandilla de la cuna ni dentro de ella. Esto es importante tanto para proteger el oído de tu pequeño como para asegurarte de que no pueda tocar las pilas ni el cable.

  • Baja el volumen. La mayoría de las máquinas de sonido para bebés tienen un control de volumen. Colócalo en el nivel más bajo que puedas, pero asegúrate de que siga emitiendo un leve sonido ambiental. Los expertos sugieren que el sonido no supere los 50 decibelios. Colocar la máquina a cierta distancia también ayuda a reducir aún más el nivel de ruido si el volumen más bajo no es suficiente.

  • Limita el uso. Apaga la máquina cuando tu bebé se haya dormido. Si la máquina tiene un temporizador, prográmalo durante el tiempo que suele tardar en dormirse. Para limitar el tiempo de exposición del bebé al sonido, considera la posibilidad de no utilizar la máquina en otros momentos del día, sino solo cuando esté a punto de dormirse. Los expertos afirman que el uso prolongado de una máquina de sonido noche tras noche puede afectar al desarrollo de la audición, el habla y el lenguaje. Consulta al pediatra si tienes dudas sobre el uso de la máquina de sonido o sobre la seguridad y el desarrollo de tu bebé.

Conclusiones

Una máquina de sonido para bebés puede facilitarte la vida, sobre todo si quieres que tu bebé deje de llorar o si estás enseñándole a dormir e intentas crear un entorno tranquilizador para el sueño. Al comprar una, recuerda que tendrás que probarla para ver si funciona con tu hijo o no. Algunos padres de Dodot descubrieron que su hijo no disfrutaba del sonido de una máquina o que prefería un tipo de sonido por encima de otro. Una máquina de sonido para bebés podría ser uno de esos artículos que se vuelven imprescindibles para ti, pero también es posible que al final no la encuentres tan provechosa como esperabas. Pruébala y verás cómo os va a ti y a tu pequeño.

¿Cómo hemos escrito este artículo?
La información de este artículo se basa en los consejos de expertos y se extrae de fuentes médicas y gubernamentales fiables, como la American Academy of Pediatrics y el American College of Obstetricians and Gynecologists. A continuación, se incluye una lista con las fuentes utilizadas para elaborar el artículo. El contenido de esta página no debe reemplazar el consejo médico de un profesional. Consulta a un profesional médico para obtener un diagnóstico y tratamiento completos.