Mujer amamantando a su hijo

Cómo producir más leche materna

17/10/19
4 minutos para leer

Cuando empieces a dar el pecho, puede que te preguntes si estás alimentando correctamente a tu bebé. Si notas que el bebé no gana peso o no tienes que cambiarle el pañal con mucha frecuencia, puede que no esté tomando suficiente leche materna. Esto puede ocurrir si el bebé no se agarra correctamente al pezón o, algo menos frecuente, si produces poca leche. La buena noticia es que la mayoría de las mujeres producen un tercio de leche más de la que toman sus bebés, por lo que hay un cierto margen. Si estás preocupada, lo mejor es que consultes a un profesional sanitario. Si te preocupan tus niveles de producción de leche, sigue leyendo para descubrir formas de aumentar tu producción de leche de forma natural y saber cuál puede ser el motivo de que produzcas menos de la que te gustaría.

¿Qué hay en este artículo?

Señales de que el bebé toma suficiente leche materna ¿Qué aspectos influyen en la producción de leche materna? Cómo producir más leche materna

Señales de que el bebé toma suficiente leche materna

Más importante que intentar medir la cantidad de leche que produces es vigilar las señales de que el bebé toma suficiente leche. Piensa en estas preguntas:

  • ¿El bebé gana peso? Una de las señales más fiables de que la lactancia es correcta es el constante aumento de peso del bebé. Ten en cuenta que el bebé perderá un poco de peso en sus primeros días de vida (no suele ser más del 7 % de su peso al nacer, aproximadamente), pero debe recuperarlo en un par de semanas. Echa un vistazo a esta tabla de crecimiento, que te ayudará a controlar el desarrollo de tu bebé junto con las visitas a un profesional sanitario.
  • ¿Tienes que cambiar los pañales a tu bebé con frecuencia? El número de pañales para recién nacidos que usa tu bebé es un buen indicador de si toma suficiente leche. Lo normal es cambiar seis pañales mojados al día, y comprueba que tu bebé haga caca tres o cuatro veces al día. La caca será oscura y pegajosa los primeros días, pero después se volverá blanda y amarillenta. La orina debe ser de color amarillo claro, no amarillo ni naranja oscuro.
  • ¿Con qué frecuencia mama el bebé? Los recién nacidos suelen mamar de 8 a 12 veces al día, aproximadamente cada 2 o 3 horas. Esta demanda puede aumentar con el crecimiento repentino.
  • ¿Tu bebé parece feliz entre tomas? Si tu bebé parece satisfecho, feliz, alerta y activo (y no enfadado ni quisquilloso) después de mamar, lo más probable es que esté recibiendo el alimento que necesita.

Si el bebé no toma suficiente leche, también puedes notar que tiene sueño siempre o la mayor parte del tiempo. En este caso, asegúrate de llamar a un profesional sanitario.

¿Qué aspectos influyen en la producción de leche materna?

Si tu recién nacido no se nutre correctamente, la causa más probable es que no se agarre correctamente al pezón, y no que no produzcas suficiente leche. Descubre cómo hacer que tu bebé se agarre correctamente al pezón y algunos consejos adicionales. Sin embargo, existen algunos factores que pueden hacer que tu producción de leche materna disminuya, como los siguientes:

  • Esperar demasiado para empezar a dar el pecho (lo ideal es empezar aproximadamente una hora después del parto; sin embargo, en algunos casos no es posible)
  • No dar el pecho con la frecuencia suficiente (los expertos recomiendan darlo de 8 a 12 veces al día)
  • Tomar determinadas medicaciones, como las que contienen pseudoefedrina o incluso ciertos tipos de anticonceptivos hormonales
  • Que tu bebé no se agarre correctamente al pezón y, por lo tanto, no estimule la producción de leche
  • La cirugía de mama
  • Que tu bebé sea prematuro
  • La hipertensión gestacional
  • La obesidad
  • La diabetes insulinodependiente.

Cómo producir más leche materna

La buena noticia es que existen formas de aumentar la producción de leche. Estas ideas pueden ayudar:

  • Empieza a dar el pecho lo antes posible. Si puedes, intenta no esperar demasiado después del parto para empezar a dar el pecho. Lo ideal es empezar alrededor de una hora después. Sin embargo, en algunos casos (por ejemplo, si te estás recuperando de una cesárea), puedes empezar a dar el pecho más tarde. No te preocupes por eso, porque a continuación encontrarás más consejos para aumentar tu producción de leche.
  • Usa un sacaleches con frecuencia. Cuanta más leche puedas sacarte, más producirás. Si trabajas, intenta sacarte leche durante 15 minutos cada pocas horas. También puedes ahorrar algo de tiempo si te sacas leche de los dos pechos a la vez con un sacaleches doble.
  • Da el pecho con frecuencia. Es probable que tu bebé quiera mamar de 8 a 12 veces al día. Si das el pecho con frecuencia o usas un sacaleches entre tomas, tus pechos recibirán el estímulo necesario para producir más leche.
  • Asegúrate de que tu bebé se agarre correctamente al pezón. Es importante que el bebé se agarre correctamente al pezón y trague cuando mama. Si tienes dudas, un consultor de lactancia o un profesional sanitario podrán ayudarte a confirmar que el bebé se agarra al pecho y traga correctamente.
  • Dale al bebé los dos pechos. Recuerda alternar entre pechos. Deben vaciarse los dos para producir más leche. También puedes usar un sacaleches para sacarte la leche acumulada.
  • No te saltes las tomas. Sigue el horario de alimentación. Si trabajas mientras das el pecho y te sacas leche, intenta no saltarte ninguna toma, pues puede afectar a tu producción de leche.
  • Consulta a un profesional sanitario si tomas medicación. Algunas medicaciones pueden reducir la producción de leche. Consulta a un profesional sanitario las posibles opciones de medicación, pues quizá haya soluciones que puedas tomar durante la lactancia.
  • Pide ayuda a un consultor de lactancia. Si sigues sin saber si produces suficiente leche para tu bebé, habla con un consultor de lactancia o con un profesional sanitario para obtener asistencia personalizada.

No te preocupes. Aunque creas que produces poca leche materna, puedes dar algunos pasos para aumentarla. Sigue estos consejos y habla con un profesional sanitario para asegurarte de que tu bebé reciba el alimento que necesita.

Ver todas las fuentes

Tal vez te interese: