4 5 6 7 8 9 10 11 12 13 14 15 16 17 18 19 20 21 22 23 24 25 26 27 28 29 30 31 32 33 34 35 36 37 38 39 40
1 2 3 4 5 6 7 8 9
1 2 3

¡Bienvenida al primer trimestre de embarazo! Hemos recopilado algo de información práctica sobre el desarrollo de tu bebé y lo que puedes esperar como futura mamá, así como algunos consejos para esta etapa tan importante.

¿Cuánto dura el primer trimestre?

Desarrollo del bebé durante el primer trimestre

¿Qué ocurre durante el primer trimestre?

Síntomas del embarazo durante el primer trimestre

Preguntas frecuentes

Consejos para este trimestre

¿Cuánto dura el primer trimestre?

El primer trimestre dura unas 13 semanas y empieza antes de que te quedes embarazada. De hecho, se considera que la primera semana de embarazo empieza el primer día de tu última regla. Un embarazo a término dura unas 40 semanas, de modo que el médico contará 40 semanas desde el comienzo de tu último periodo para estimar la fecha del parto. Si todavía no has ido al médico, puedes utilizar nuestra Calculadora de la fecha de parto para obtener una estimación rápida.

Desarrollo del bebé durante el primer trimestre

Durante el primer trimestre de embarazo, lo que empieza siendo un minúsculo grupito de células se convierte rápidamente en un feto del tamaño de una ciruela grande. Durante las primeras semanas de embarazo, se forman el cerebro, la médula espinal, el corazón y las extremidades de tu bebé, incluidos los dedos de las manos y los pies. Entretanto, tu útero se va convirtiendo en un cómodo hogar para tu peque, que se alimentará a través de la placenta y el cordón umbilical que se están desarrollando. A finales del tercer mes de embarazo, todas las partes esenciales del cuerpo y los órganos vitales se habrán formado, ¡aunque todavía son muy pequeños! Durante el primer trimestre pasan un montón de cosas, pero aquí te resumimos algunas de las más importantes:

Semana 4: implantación

La bolita de células que se van dividiendo rápidamente, llamada blastocito, se implanta en el útero. Las células de la parte interior se convertirán en el embrión y las células exteriores darán lugar a la placenta, la cual suministrará alimento al bebé hasta que nazca.

Semana 6: tomando forma

Entre las semanas 6 y 7, se empiezan a formar el corazón, los pulmones y otros órganos vitales, y también van tomando forma la cabeza y las extremidades. Lo que hace unas semanas era sólo un montoncito de células, poco a poco va adquiriendo una forma de herradura más reconocible.

Semana 9: ¡a moverse!

A partir de la semana 9, tu bebé, que en esta etapa se conoce como feto, puede empezar a moverse, aunque lo más probable es que no notes ningún movimiento hasta el segundo trimestre.

Semana 10: dedos de las manos y los pies

Esta semana los dedos de las manos y los pies de tu bebé pierden las membranas que los unen entre sí y empiezan a alargarse. ¡Ya queda menos para que puedas contarlos!

Semana 10 u 11: el latido de su corazón

A partir de la semana 10 u 11, el latido del corazón de tu bebé tiene la suficiente fuerza como para escucharlo con una ecografía Doppler, un procedimiento que quizás realice el médico en tu próxima revisión.

¿Qué ocurre durante el primer trimestre?

¿Presentas algunos de los síntomas típicos del primer trimestre pero todavía no estás segura de si estás embarazada? Puedes hacerte un test de embarazo en casa para confirmarlo, aunque no dudes en ir al médico si no lo tienes claro.

A muchas futuras mamás, el primer trimestre de embarazo les resulta bastante duro. Es posible que atravieses toda una montaña rusa de emociones, ya que los cambios hormonales durante la primera fase del embarazo pueden provocarte unos altibajos a los que no estás acostumbrada. También es posible que presentes algunos de los molestos síntomas del primer trimestre, de los cuales hablaremos más abajo. La buena noticia es que cada uno de tus síntomas es un recordatorio de que vas a traer al mundo a una personita y que cada semana de embarazo te aportará algo nuevo e interesante. Infórmate de todos estos cambios descargándote nuestra Guía de referencia del embarazo. Incluye muchísima información que te ayudará a entender mejor este trimestre y los dos siguientes.

Durante el primer trimestre, concretamente entre las semanas 11 y 13, el médico te ofrecerá la posibilidad de hacer una prueba de detección opcional que te explicará en más detalle. Las pruebas de detección del primer trimestre, que suelen consistir en un análisis de sangre y una ecografía, sirven para detectar el síndrome de Down y otras anomalías congénitas. Con el análisis de sangre, se comprueban los niveles de algunas sustancias en la sangre, mientras que la ecografía se utiliza para detectar un exceso de líquido en la nuca del feto. Es importante tener en cuenta que la prueba de detección del primer trimestre no sirve para diagnosticar ninguna enfermedad en concreto, sino para evaluar el riesgo de que se desarrollen anomalías más adelante. Si el médico observa algún factor de riesgo, puedes optar por someterte a pruebas diagnósticas más exhaustivas.

Síntomas del embarazo durante el primer trimestre

Los síntomas que presentes durante el primer trimestre pueden cambiar de una semana a otra. Además, los síntomas pueden ser diferentes en cada embarazo, de modo que no tienen por qué ser los mismos que en embarazos anteriores. Además de tener los pechos sensibles y sentirte cansada, algo habitual durante las primeras fases de embarazo, estos son algunos de los síntomas del embarazo más comunes durante el primer trimestre:

  • Sangrado de implantación. Después de la concepción, cuando el óvulo fecundado se implanta en el útero, es posible que notes unos leves calambres y manches un poco. Si estos síntomas te preocupan o si tienes alguna pregunta, habla con tu médico.
  • Náuseas. Los mareos y náuseas (e incluso vómitos) suelen aparecer durante el primer trimestre, aunque, al contrario de lo que se suele pensar, no sólo se producen por las mañanas. Trata de tomarte estas náuseas como un recordatorio tranquilizador de que estás esperando un bebé. Existen algunos remedios sencillos para aliviar las náuseas, como chupar una rodaja de limón o beber infusiones de jengibre.
  • Ganas constantes de orinar. Tu cuerpo está sufriendo cambios hormonales a toda velocidad, de modo que tus órganos se están esforzando más de lo habitual y seguramente tengas que hacer pis con más frecuencia.
  • Piel brillante. Gracias al aumento de flujo sanguíneo y a las hormonas del embarazo, es posible que tengas la piel más rosada e incluso más brillante durante el primer trimestre.
  • Acné hormonal. Al aumentar la cantidad de grasas que produce el cuerpo con los cambios hormonales, es posible que se te obstruyan los poros, lo que produce acné.
  • Antojos. A muchas mujeres embarazadas de pronto les apetecen alimentos que no suelen comer. ¡Es completamente normal! Eso sí, si tienes antojos de cosas que no sean alimentos, como arcilla, hielo o jabón, habla inmediatamente con tu médico.

Descubre más consejos sobre cómo cuidarte durante el primer trimestre de embarazo.

Preguntas frecuentes

¿Puedo tomar cafeína si estoy embarazada?

Se desconocen los efectos de la cafeína en los bebés durante la etapa de gestación, así que los expertos recomiendan que las mujeres embarazadas limiten la ingesta de cafeína a 200 miligramos al día, es decir, una taza de 350 mililitros como mucho.

¿Tengo que tomar suplementos vitamínicos durante el embarazo?

Llevar una dieta saludable es un buen punto de partida, pero los suplementos vitamínicos con el hierro y el ácido fólico pueden contribuir al crecimiento y el desarrollo de tu bebé y evitar malformaciones congénitas. Consulta a tu médico para que te recomiende una vitamina en particular o un suplemento combinado para tu caso concreto.

¿Puedo vacunarme de la gripe si estoy embarazada?

Sí, las mujeres embarazadas son vulnerables al contagio de la gripe y la vacuna es segura para tu bebé y para ti. Eso sí, consulta siempre a tu médico antes de vacunarte.

Consejos para este trimestre

Prepárate para vivir una verdadera montaña rusa de emociones durante el embarazo. Recuerda que es completamente normal sentirte así, incluso si no es como te sientes normalmente. Es posible que tengas cambios de humor y un rato te sientas feliz e ilusionada y poco después estés agobiada y ansiosa, entre otras muchas emociones. Habla con tus seres queridos y tu médico sobre cómo te sientes durante este trimestre o en cualquier otra etapa del embarazo, e incluso después del parto.

Lleva una dieta saludable y equilibrada para mantener a raya las náuseas y los antojos. Tu médico te puede dar más información sobre la ingesta calórica y nutricional recomendada durante este periodo. Descubre otros consejos sobre cómo llevar una alimentación equilibrada durante el embarazo.

Pregunta a tu médico sobre los suplementos de ácido fólico y vitaminas para el embarazo.

Para más información, suscríbete a nuestro boletín: